Entradas populares

miércoles, 7 de diciembre de 2011

Dos meses a dieta = 12 kilos menos. Sigo adelgazando

Hace semanas que no os informo de la evolución de mi dieta, lo cual no quiere decir que me haya rendido, ¡de eso nada! Por primera vez en muchos, muchos años (tantos que ni me acuerdo), he conseguido ser constante y no tirar la toalla en ningún momento. Claro que esto es fácil cuando ves los resultados de tu esfuerzo. Ya os he contado en que consiste la dieta proteinada que sigo en Hedonai (click aquí) y os expliqué cómo en el primer mes conseguí adelgazar 7 kilos (click aquí). Hoy quiero contaros cómo ha sido la segunda fase del tratamiento, en la que he perdido 5 kilos más.

La Fase 2 o Selectiva
Después de seguir la fase activa a rajatabla, estaba lista para pasar a la segunda fase, en la que sustituiría el sobre de la comida o la cena por alimentos ricos en proteínas, un alivio porque después de casi un mes alimentándome de sobres y verdura estaba un poco cansada, pero tampoco se me hizo demasiado cuesta arriba porque, como os comentaba en las anteriores entradas, no he pasado hambre ni he tenido ansiedad y lo mejor, que los resultados de la pérdida de peso se aprecian día a día.
Una ventaja muy importante es que el cambio de fase significa también recuperar un poco la vida social, ya que te permite comer un pescado blanco a la plancha, un filete de ternera o una pechuga de pollo. En este momento es cuando te das cuenta de lo difícil que resulta estar a dieta y comer fuera de casa, todos los platos están preparados con salsas, aderezos o ingredientes no permitidos... ¡Nadie dijo que estar a dieta fuera fácil! A continuación os detallo el plan alimenticio de esta fase, siempre acompañado de los suplementos de vitaminas y minerales que ya estaba tomando anteriormente:
  • Desayuno: Esto no cambia, sigue siendo un sobre Lignaform con sabor a café, cacao, chocolate o capuchino. También tengo la opción de tomar un café solo, té o infusión no afrutada.
  • Media mañana: Como me di cuenta de que esta es la hora del día en la que tengo más hambre, lo comenté con Laura, mi nutricionista, y acordamos que me tomaría la barrita  a media mañana en vez de por la tarde. Si no tenía demasiada hambre, me comía la mitad, acompañada de una infusión no afrutada y edulcorada con sacarina.
  • Comida: Normalmente aprovechaba este momento para tomar los alimentos con proteínas y solía  dejar el sobre para la noche. El plato de verduras obligatorio se puede complementar con: un filete de ternera a la plancha (sólo una vez por semana), pollo o pavo a la plancha, pescado blanco o podía elegir entre una de las siguientes combinaciones: dos huevos; cuatro lonchas de jamón serrano; dos lonchas de jamón serrano y un huevo o una lata pequeña de atún al natural y un huevo. 
  • Merienda: Un sobre de bebida con sabor a naranja, naranja-piña o té de melocotón. Confieso que esta es la comida que más me he saltado porque es la hora a la que tengo menos hambre y este sobre en concreto es el que menos me emociona.
  • Cena: Un sobre Lignaform que podía ser una tortilla, crêpe, crema de verduras o mousse de chocolate, por ejemplo, siempre acompañado de una ración de verduras permitidas (las especifico en el post anterior). 
Lo bueno de tener una "comida libre" al día es si, por ejemplo, sabía que iba a quedar para cenar, me tomaba el sobre en la comida y me reservaba para la noche. He sido una habitual de la pechuga de pollo de Vips y la dorada a la plancha con espárragos trigueros de La Gloria de Montera, así como el filete a la plancha con lechuga de el Kaixo, restaurantes que están cerca de mi trabajo y que por suerte siempre tienen algún plato apto para dieta, lo cual no es demasiado fácil, como os comentaba antes. Mi gran aliada ha sido la plancha, que de forma cómoda y rápida me permite hacer un filete o una pechuga a la vez que un poco de calabacín, berenjena o champiñones.

¿Cómo me he sentido durante esta fase?
En esta fase sigo estando en cetosis, puesto que no ingiero ningún tipo de azúcares, lo que me permite mantenerme en ese estado, si bien, es más débil que en la fase anterior y es normal tener un poco más de hambre, aunque en mi caso no he percibido una diferencia notable y no me ha costado nada seguir la  dieta. Todas las semanas he acudido a Hedonai, donde aparte de pesarme y controlar cómo llevo la dieta en cada momento, puedo consultar mis dudas, si algo no me gusta o no me sienta bien, etc. si bien no he tenido prácticamente ningún problema.

Con cada visita constataba lo que ya notaba en la ropa, que estaba perdiendo peso y sobre todo, mucho volumen. Mi nutricionista, Laura, es un encanto y me siento muy apoyada y comprendida por ella, me da muy buenos consejos y me hace el régimen más llevadero. Siempre salgo de la consulta contenta, más motivada si cabe y con todo el ánimo del mundo.
Las cifras hablan por sí solas. En estos dos meses he perdido 12 kilos, lo que se traduce en 10 cm menos de cadera; 10 cm de cintura y 3 cm de pecho. Además, he reducido mi índice de masa corporal de 36 a 31,9, del mismo modo que la grasa visceral, que ha pasado de 9 puntos a 7 e incluso he mejorado la hidratación, del 44,8% al 47,6%. Gracias al aporte de proteínas se consigue que la pérdida de masa muscular, frecuente en tratamientos de adelgazamiento, no sea demasiado acusada.

Sobrevivir a una boda sin caer en la tentación...
En la entrega anterior os prometí que os contaría cómo sobreviví a una boda en esta fase y, para qué mentir, fue duro, pero no imposible. Era por la mañana y los canapés se me hicieron interminables, ¡empezamos a comer casi a las 18:00! Tomé jamón serrano, salmón marinado, dorada al pil pil y un poco de secreto ibérico con champiñones. Por supuesto, tuve que donar la tarta nupcial y un trozo de pastel llamado "trilogía de chocolate" que os podéis imaginar que tenía una pinta nada despreciable... No faltaron candidatos para hacerme el favor.

Durante la barra libre me bebí hasta el agua de los floreros porque para mi desgracia no tenían coca cola zero y a la hora de los bocatas de media noche, sentí que volvía a la infancia cuando me comí el jamón y aparté el pan. Aquella semana, seguí perdiendo peso con normalidad a pesar de los excesos. ¿Habríais caído en la tentación?

En la próxima entrada os hablaré del siguiente paso: comida y cena "libres", reintroducción de alimentos y reeducación en hábitos alimenticios saludables, que está resultando más fácil de lo que yo pensaba. Como siempre, podéis preguntarme cualquier duda, que os responderé encantada por aquí o a través de e-mail. ¿Alguien más a dieta? ¡Mucho ánimo!

¿Todavía no participáis en el sorteo de tres cofres de Halloween? ¡Haced click aquí!

¡FELIZ MIÉRCOLES DE ENTREPUENTES!
(¿Soy la única desorientada que ya no sabe en qué día vive esta semana?)

18 comentarios :

  1. Muchísimas felicidades. Te lo tienes que notar un montón. Yo bajé durante este año que se acaba unos 13 kg. Aunque ahora he bajado la guardia y he subido unos tres... Me pondré en enero otra vez a quitárme los últimos.
    ¡Ánimo! =****

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que se te nota un montón!!! Cada vez que te veo estás más delgada!!! A ver qué tal se me da a mí.
    Un besazo!!!

    ResponderEliminar
  3. Uff, yo hubiera caido con esa tarta de chocolates, jaja, te admiro.
    Un besote!

    ResponderEliminar
  4. Hola guapa1
    Aquí tienes una seguidora más.
    muchas felicidades por ese tesón que tienes y por los kilos perdidos!
    Yo no aguantaría tanto como tú,seguro que la tentación podría conmigo!jaja.
    Aunque yo estoy pasando por algo parecido(pero lo mio es porque estoy malita)y la verdad que no lo llevo muy bien.
    Un besito.

    ResponderEliminar
  5. felicidades! nos pondras una fotito del antes y el despues? :)

    ResponderEliminar
  6. Enhorabuena por esa constancia y esa fuerza de voluntad que te están llevando a conseguir unos resultados buenísimos :-)
    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Ayssss madre mia la Tarda de chocolate..... T___T no se si hubiera podido resistir Eres una campeona!!! jajaja como me alegro que vayas tan bien y es que notar los resultados así da gusto!!!! ;)
    Yo tampoco se que en día vivo me creía que hoy era Lunes otra vez jajaja que locura U.U
    UN besazo y animo!!!!

    ResponderEliminar
  8. eres una campeona Naoko!primero por llevar asi de bien la dieta y segundo por aguantar la "tortura" de la boda y sobre todo de la tarta...yo no se si hubiese podido!!haces genial en dejarte aconsejar por profesionales.... debes estar espectacular!!!mil besitos

    http://castigadaalrincondelpensamiento.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  9. Qué suerte que no te rindas! Yo me rindo, me cargo de culpa y vuelvo a empezar! tendré que seguir tu dieta para motivarme porque empecé en Septiembre muy seria y en noviembre agotadita estaba de la dieta y ahora, un mes después, vuelvo a empezar...

    ResponderEliminar
  10. Muchas gracias a todas por vuestros comentarios. La foto del antes y el después la veréis seguro :-P

    Wayaiu mucho ánimo!! y no te preocupes, que 3 kilos arriba, tres kilos abajo es normal, yo espero ser capaz de mantenerme cuando pierda el peso que necesito perder.

    Kitty no te rindas, que yo no daba un duro por mi y mi fuerza de voluntad y aquí estoy, concienciada a tope. Si quieres hacer mi dieta y necesitas información o ayuda, aquí estoy para lo que haga falta.

    Un besazo enorme para todas!

    ResponderEliminar
  11. Enhorabuena guapa, mucho animo ya nos iras contando tus preogresos.
    Muaaaaa

    ResponderEliminar
  12. animooooooooooooooo Yo hice la Siken, que es smilar, y estoy MUY contenta! Merece la pena! :-)

    ResponderEliminar
  13. Eres una campeona! Y estás guapísima!
    Sigue así que pronto alcanzarás tu objetivo.

    Un besazo guapísima!

    ResponderEliminar
  14. Blogger no me notificó que habías publicado esta entrada: con lo pendiente que estaba yo de saber como te había ido!!
    Mi mas sincera enhorabuena hermosa, seguro que ahora te sientes genial y super segura con tu nueva figura. Pero no te me pases, a ver si te quedas en ná! jajaja
    Lo de la boda me ha dejado ojiplática: hay que tener fuerza de voluntad para superar eso, aunque yo te confieso que en alguna época de dieta, me he saltado hasta mi propia tarta de cumpleaños!! jajajaja
    Muchísimo ánimo y felicidades.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. estás estupenda y lo estás llevando de un modo admirable! Te mereces conseguir el peso ideal y lo estás haciendo tan bien que lo conseguirás sin duda!

    Te mando mucha fuerza en estas fechas que serán dificiles para la dieta! Un beso enorme!!!

    ResponderEliminar
  16. hola!

    sé que esto es del 2011 pero a día de hoy,,, cómo te ha ido?? Estoy dando vueltas x tu blog y no lo encuentro :S

    si me puedes comentar algo a mi mail te lo agradecería xk estoy buscando opiniones
    svilabenitez@gmail.com

    ResponderEliminar
  17. Naoko chan me estoy leyendo ahora tus posts de la dieta jajajajaja yo creo que haré variaciones, ya te iré contando en el japo team :*
    Muass!

    ResponderEliminar

Tus comentarios mantienen vivo este blog. ¡Gracias por comentar!

Design:WS